Biscontini Yacht Design

Cuando yo comencé, se hacía todo a mano, yo continuo empezando con el lápiz para el estilo de la carena y a continuación trabajo con mi equipo con programas de primera línea de la arquitectura naval 

Dice Roberto, dibújame un barco…

Instalado en Milán, procedente de la escuela de arquitectura de Southampton, Roberto Biscontini muestra un curriculum vitae que dice mucho de sus conocimientos en arquitectura naval y en eficacia de los barcos. 20 años trabajando en la copa de América para las campañas italianas y neozelandesas no está nada mal ! El que ha diseñado las carenas más rápidas del mundo, es también un navegante experimentado. « De adolescente estaba obsesionado por la vela, regateaba casi todos los días en el mar Adriático » confía Roberto quien a pesar del trabajo sobre los programas ultra eficientes, empieza siempre con un croquis a mano…

Adoro poner mi nariz en el diseño. Hago mucho yo mismo. Cuando comencé, se hacía todo a mano, ahora continuo empezando con el lápiz para el estilo de la carena, y a continuación trabajo con mi equipo en programas de primera línea de la arquitectura naval 

 

El joven apasionado de los barcos se convirtió en un arquitecto célebre que reconoce haber tenido la pasión por la eficacia desde muy joven. Se pone a diseñar un velero de 7,5 m que terminará por construir el mismo y con el que ganará finalmente regatas…

Yo era de estos jóvenes que quieren navegar siempre. A los 16 años, navegaba en un viejo quillado de 10 m que no avanzaba aunque éramos una buena tripulación. Pienso que fue en este momento que quise ser arquitecto naval. Estaba frustado ! 

En la Copa desde 1988

20 años de la Copa de América para varias asociaciones, viajes a través del mundo, encuentros,  Roberto se forja una experiencia y confiesa haber aprendido todo sobre las carenas más eficaces desde Il Moro di Venezia hasta el catamarán Team New Zealand de la edición 2013. 

Enseguida decidí parar para concentrarme en veleros tipo crucero-regata, deseaba tener otros desafíos » explica Roberto. « Por ejemplo, fue un verdadero challenge trabajar con BENETEAU. El precio del barco es un obstáculo y cada pieza debe ser industrializada. La parte de mi trabajo es ahora decidir que factores no son importantes, sin sacrificar nunca la eficacia. 

 Enamorado de los challenges en el mar como en tierra, la cabeza en las carenas y los ojos en las estelas, Roberto Biscontini es un arquitecto ultra talentoso que ha sabido evolucionar con su tiempo y aportar su saber hacer para que la vela continúe siendo un placer… para todos.

 

FIRST YACHT 53

Diseños

dd